Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : El blog de marianosinues
  • El blog de marianosinues
  • : Blog dedicado a la cultura, la historia, el arte y la arqueología
  • Contacto
10 septiembre 2014 3 10 /09 /septiembre /2014 09:30

Dentro de la riqueza patrimonial que alberga la ciudad del Vaticano, en Arte y Arqueología, pasa casi desapercibida la riqueza arqueológica de su subsuelo. Nos centraremos en la parte visitable de éste, cuya visita discurre en buena parte bajo el gran templo vaticano: dos grandes necrópolis romanas, de enorme riqueza e importancia simbólica, que albergan además una tumba identificada como la de San Pedro.

La Ciudad del Vaticano se construyó en las antiguas colinas vaticanas, fuera de las antiguas murallas.  En época romana, esta zona albergaba necrópolis y el Circo de Gaio y Nerón. Se creía que se perdió el rastro de todo ello tras la construcción de la primera basílica vaticana en el s. IV.

Pero sucesivas excavaciones han recuperado partes de las necrópolis en un estado de conservación excepcional.

NECRÓPOLIS DE LA VIA CORNELIA

Fue descubierta casualmente en las excavaciones preparatorias de la tumba de Pío XI en 1939, en las Sagradas Grutas.

Desde 1939 hasta la década de los cincuenta, los arqueólogos acometieron en el subsuelo una labor discreta y dificilísima, por la delicadeza que exigían estos mausoleos y tumbas bajo los cimientos de la basílica vaticana, y por lo que acabaron encontrando.

Bajo la gran basílica se localizó parte de la gran necrópolis de la Via Cornelia.

Al excavar, vieron que se conservaba perfectamente un parte de dicha necrópolis bajo las cimentaciones vaticanas. Un laberinto de calles delimitadas por grandes mausoleos perfectamente conservados, que guardan en su interior sus sepulcros y objetos ligados a los ritos funerarios romanos paganos, cristianos, y en algún caso incluso de influencia egipcia.

Ahora se sabe que la necrópolis inicial había acabado ocupando los terrenos del antiguo Circo de Gao y Nerón, lugar de martirio de cristianos, entre ellos del propio San Pedro. Las fuentes clásicas indicaban que el apóstol fue enterrado en algún punto de esta necrópolis.

Y los arqueólogos constataron un dato casi increíble. Toda la estructura de la basílica actual, la de su antecesora empezada por Constantino, y la de los sucesivos altares mayores del s. VI, XII y XVI, gira en torno a una tumba localizada en una zona de dicha necrópolis. Dichos altares se han ido superponiendo desde hace 1600 años en el punto exacto sobre dicha tumba. Y los restos de construcciones asociadas a esos sucesivos niveles del templo coinciden en sus primeras fases con lo que dicen las fuentes clásicas respecto a la tumba de apóstol:

  1. El baldaquino de Bernini cubre el altar mayor;
  2. Exactamente debajo del altar mayor se ubica el altar de una rica capilla;
  3. Debajo del altar de esta capilla se han localizado restos de un monumento marmóreo, ya en la necrópolis, identificado como la “Memoria Constantiniana”, construida por Constantino para proteger la edificación del s. II que protegía la tumba del apóstol;
  4. Justo bajo los restos de esta teca marmórea de Constantino, rodeado de tumbas anónimas en un sector de la necrópolis, se encontraron los restos del conjunto edificatorio del s. II, formado por el llamado “trofeo de Gayo”, que acoge dos paredes (una blanca (muro G) y otra roja), y una tumba vacía. En esos muros se abre un nicho sellado desde época de Constantino, con restos humanos, rodeado por una multitud de inscripciones del s. III y IV que aluden a fallecidos, y a San Pedro. Una inscripción dice “Pedro está dentro”.

Todo coincide con la tradición en las fuentes clásicas de la tumba como lugar de peregrinación de la necrópolis, protegida sucesivamente por el trofeo y la memoria.

Así lo creían en el s. IV, ya que identifican la tumba como los restos del apóstol, y los trasladan al nicho; erigen después la Memoria Constantiniana; y construirán la primera gran basílica de manera que el altar mayor se situara exactamente sobre esta tumba.

La elección de la ubicación tenía que tener una razón muy poderosa. Era un terreno difícil, dentro de una gran necrópolis en uso, en una ladera de 11 m de desnivel, que obligaba a desmontes y enormes esfuerzos de ingeniería, descartando terrenos cercanos más fáciles, y superando el escollo jurídico que suponía, incluso para el emperador, alterar una necrópolis.

Se tocó la necrópolis lo mínimo, y se enterraron los mausoleos, muchos casi intactos, bajo la basílica. La ubicación del edificio basilical actual, empezado en el s. XVI, se basó en el anterior y mantuvo el altar en el mismo sitio que su predecesor.

vatican.jpg

La necrópolis en época romana. Se preservó prácticamente intacta. 

NECRÓPOLIS DE LA VIA TRIUNFALIS

Es la otra gran necrópolis del subsuelo vaticano. Una primera parte de los enterramientos fue conocida en 1959-1960. Otra, de la que hablaremos más en extenso, fue localizada (descubierta desde 2003 y dada a conocer en 2006) con ocasión de la realización del parking de Santa Rosa. Junto a los sectores vecinos llamados “de la Galea” y “de la Annona”, formaban parte de una gran necrópolis a lo largo y ambos lados de esta vía Triunfalis, que conducía desde Roma a Veio (Isola Farnese) a través del Monte Mario.

Loa trabajos iniciados en 2003 pusieron al descubierto, en buen estado de conservación, cerca de cuarenta edificios sepulcrales de dimensiones pequeñas o medias, y más de doscientos sepulturas individuales dispuestas en diversos niveles, algunas con inscripciones. Datan de fines s del s, I a. C. en época del emperador Augusto, hasta inicios del s. IV d. C, en tiempos de Constantino.

Como en la de la Vía Cornelia, los mausoleos destacan por sus estucos y pinturas parietales al fresco, por sus pavimentos de mosaico, y por lo que contienen: altares funerarios, urnas, sarcófagos decorados con relieves figurativos - destaca el del joven equites (caballero) "Publius Caesilius Victorinus" (270-290 d.C.) -, objetos de uso cotidiano como lucernas o recipientes para las ofrendas a los difuntos.

 

No cabe duda de que cada obra que se lleve a cabo en el Vaticano puede sacar a la luz restos romanos de una calidad y conservación casi inigualable. Es seguro que en años venideros habrá más descubrimientos.

Compartir este post

Repost 0
Published by marianosinues - en Historia
Comenta este artículo

Comentarios

romeo 08/25/2015 22:16

Hola la mayoría de los que dicen a los prestamistas en este sitio son todos ladrones, estoy listo investigación ha sido 2 años, me estafado por géneros. He visitado un préstamo anuncio sitio entre los individuos serios en todo el mundo y sabía un mmonsieur roma, llamado Sr. romeo.olla que me dio un préstamo de € 300 000? El pasado lunes tengo que pagar más de 15 años con un interés muy bajo de su parte, o 2% de mi período de préstamo y allí la mañana siguiente, recibí dinero sin protocolo. Necesidad de crédito personal, sus bancos se niegan a conceder un préstamo, usted es CDI y otros están hablando con él y te exprimen satisfecho, pero tenga cuidado de que no te gusta de devolver los préstamos. Publico este post porque el señor romeo.olla me hizo bien con ese préstamo. Es a través de un amigo que conocí este Damme honesto y generoso que me permitió obtener este préstamo. Así que yo le aconsejo que contacta con él y él les satisfacer para todos los servicios que usted pide. Aquí está su: Email: romeo.olla2013@gmail.com Nota: No poner comentarios en la publicación salas favor y no abstenerse grave (Romeo.olla2013@gmail.com) Gracias por su comprensión Atentamente